Instituto de Familias

| miércoles, junio 7th, 2017 | No Comments »

Décimo curso argentino sella su primer contrato-consagración en el Instituto de Familias de Schoenstatt

 

Testimonio enviado por René Llapur

Dios nos pensó juntos para este camino.

Nuestra historia comienza en agosto del año 2008 con el postulantado al Instituto de Familias de Schoenstatt. Somos el décimo curso argentino, y nuestro nombre es “ITA PATER, INSTRUMENTA TUI AMORIS”, que en latín significa: “SÍ PADRE, INSTRUMENTOS DE TU AMOR”. Éste, también es nuestro Ideal de Curso, pero en su formulación más corta.

Institutodefamilias2

En origen, ingresamos al postulantado de un año, siete matrimonios. Luego, iniciamos el período de educación del noviciado, que llegó a su fin, con la firma del primer contrato consagración. Este momento tan importante, lo vivimos en el Santuario de Villa Warcalde en Córdoba. Firmamos el primer contrato, los matrimonios de: Pilar y José Dutari Luque (Córdodba); Sandra y Fabián Eichenberger Mascaretti (Rosario), Mercedes y Rubén García Laurenti (Córdoba); M. Marta y Matías Uriburu (Salta).

Institutodefamilias1

Nuestro Ideal de curso es: “SÍ PADRE. FIDELIDAD POR FIDELIDAD. HIJOS DE TU PROVIDENCIA, EN CAMINO DE AMOR HEROICO, INSTRUMENTOS DE TU LUZ Y TU MISERICORDIA PARA LAS FAMILIAS”. Es fruto de la búsqueda hecha en una jornada de curso, a la luz de la oración y del Espíritu Santo. Fue consagrado a la MTA en el mes de junio de 2016. En él se reflejan todos los ideales y anhelos de cada matrimonio del curso, y quiere ser para todos los tiempos, un rayo de la luz que emana del Ideal del Instituto: ”NAZARETH INMACULATA PATRIS”.

Somos muy agradecidos de los matrimonios que en este tiempo de educación, dedicaron sus esfuerzos y capital de gracias para acompañarnos. También al sacerdote asistente del Instituto en todo el mundo, el Padre Marcel Mouras (Chile).

En todo momento, nuestros hijos fueron parte activa de nuestras jornadas, las que se llevaron a cabo en un clima familiar y muy schoenstatteano.

Institutodefamilias4

Para encontrarnos, las familias de nuestro curso debemos recorrer grandes distancias. Todo un desafío; como lo es también, tratar de hacer vida nuestro Ideal de Curso y la Alianza de Amor con la Madre Tres veces Admirable de Schoenstatt, que selláramos con Ella, en una hora de gracias; y también asumir en nuestras vidas, el carisma y la herencia del Padre José Kentenich para la Iglesia y el tiempo actual.